contaminacion aire

La contaminación afecta los niveles de agua

La contaminación del aire impacta directamente la cantidad y calidad de agua que bebes.

Esta relación se hace evidente ya que los aerosoles o partículas que se generan como resultado de procesos térmicos, reflejan la radiación solar lo que reduce la calidad y cantidad que llega a la superficie de la tierra afectando la evaporación del agua e impactando directamente el ciclo hidrológico.

Este tipo de contaminación es muy grave, de acuerdo a los autores de esta investigación, y son puntos de extrema importancia para considerar en los modelos de cambio climático, puesto que podrían afectar la cantidad de agua dulce del planeta.

La contaminación en el aire se puede medir por diversos métodos, por ejemplo, un muestreo pasivo o con bioindicadores, con este método se estudia la cantidad de contaminantes en la superficie de especies vivas como las plantas por ejemplo.

Actualmente se han impulsado normativas estrictas en Europa y Norteamérica para disminuir la presencia de estas partículas dañinas en los cielos.

El arsénico en el suministro de agua potable es un problema importante en los Estados Unidos. Es un químico tóxico distribuido en rocas, suelo y minerales y también puede ocurrir como un subproducto de algunas actividades industriales y agrícolas.

El doce por ciento de los suministros de la comunidad en las pruebas de laboratorio estaban contaminados y las leyes federales están vigentes para hacer algo al respecto.

El quince por ciento del agua de la población proviene de un pozo privado y no está cubierto por estas leyes. Un informe sobre el problema en el año 2.000 utilizó datos recopilados por la Agencia de Protección Ambiental entre 1980 y 1988 y descubrió que decenas de millones de personas en los Estados Unidos beben agua del grifo que contiene un nivel inaceptable de arsénico.

Existe un problema para determinar el número exacto de personas que beben agua contaminada, ya que la base de datos de la EPA sólo cubre el cuarenta por ciento de los sistemas públicos de agua. Esto significa que los aproximadamente 56 millones de hogares con arsénico en el agua de su grifo podrían subestimarse enormemente.

La investigación demuestra que los altos niveles de arsénico inorgánico en el agua potable es cancerígeno y presenta un mayor riesgo de cáncer de piel, pulmón y vejiga. Las personas con un sistema inmunitario comprometido, los ancianos, las mujeres embarazadas y los niños pequeños son particularmente vulnerables a la contaminación del agua. El arsénico en el agua potable puede no ser el único contaminante que sale de su grifo y, aunque la EPA es responsable de la calidad del agua que sale de la planta de de tratamiento de agua, es posible que no sepa qué puede recoger en el camino. Las tuberías oxidadas pueden agrietarse y reproducir bacterias y hongos; y los desechos agrícolas, la contaminación atmosférica que baja a la superficie terrestre con la lluvia y los productos químicos industriales pueden filtrarse a través de las grietas.

Si bebes agua de grifos, aunque utilices filtros; estos no pueden purificar todas las partículas tóxicas.

Estas partículas se acumulan en tu cuerpo y eventualmente causan problemas de salud.

¿Cómo sabes realmente lo que hay en tu agua?

Tienes derecho a pedirle a la compañía que te suministra agua una copia de su informe anual de calidad del agua. Una vez que conoce los contaminantes particulares, puede tomar medidas y comprar un sistema de filtración adecuado. Hay una amplia variedad disponible y, aunque la mayoría hará que el agua sea más clara y tenga mejor sabor, todos están orientados a diferentes contaminantes.

Y aunque no bebas agua del grifo, si utilizas agua de la llave para bañarte, los contaminantes acumulador pueden causar alergias dermatológicas.

La contaminación atmosférica afecta directamente el ciclo del agua, no sólo la calidad del aire que respiras. Recuerda que en el aire existen moléculas de agua, y los metales pesados derivados del petróleo que flotan en el aire, se unen a estas formando nubes ya contaminadas, y al bajar llegan no sólo a estos sistemas de acueductos sino al manto acuífero hasta ríos subterráneos que surten los embalses los cuales nos prestan servicios ambientales.

De una forma u otra, esos niveles de contaminación llegan a tu vaso de agua. Por eso, deja de contaminar y aprende a vivir con el ambiente en la mente!

5 1 1 1 1 1 Rating 5.00 (1 Vote)
Tagged under contaminacion, agua

Lee también...