Logo
fragata

La fragata, un ave de las galápagos amenazada por el calentamiento global.

El calentamiento global sigue avanzando y sus efectos no sólo se hacen sentir en Australia en la barrera de coral, o en Groenlandia; donde los glaciares siguen derritiéndose con un ritmo preocupante.

Las islas Galápagos, archipiélago del Ecuador en medio del océano Pacífico está también registrando niveles de alza en la temperatura del mar que ponen en peligro a este delicado ecosistema que gracias a su posición geográfica, y a los esfuerzos del Ecuador, ha permanecido casi intocable a los daños causados por el hombre. Pero eso está por cambiar... lamentablemente.

Las Fragatas son de las pocas aves marinas cuyo plumaje no es impermeable, por lo cual permanecen en el aire por largos períodos cual papalote flotando sobre las corrientes de viento, aprovechando la altura no sólo para cazar peces cerca de la superficie, sino para robar a otras aves que si pueden sumergirse, su alimento.

Esta majestuosa ave tienen una envergadura de alas de casi dos metros, y se dividen en dos grupos a lo largo del continente Americano y el pacífico: La Fragata común y la Fragata Magnificens.

La diferencias fundamentales entre ambas radican en el color del cuellos negro en las majestuosas o blanco de las hembras comunes. Así mismo las hembras de la especie común tienen alrededor del ojo un anillo azul delgado.

Así como las aves dependen de los peces, estos a su vez dependen de los corales y toda la vida que ellos albergan para alimentarse. El incremento en la temperatura de los océanos afecta la vida de los corales; tal como se ha podido verificar en el proceso de "bleaching" o blanqueo de los corales de la Gran Barrera de Coral de Australia. Tan sólo unos grados más, afectan significativamente la vida marina, y por ende, las aves que dependen de ella.

Charles Darwin en su visita a estas islas pudo analizar como la cadena alimenticia y la evolución están íntimamente relacionadas. Especies de las galápagos como las tortugas gigantes terrestres, hasta las iguanas son dependientes unas de otras.

El calentamiento global es una realidad; la intensidad de los huracanes, las sequías extremas que causan incendios y junto a la actividad indiscriminada del hombre causan más y más desastres como los incendios del Amazonas. No es un mito, no es una exageración; es una triste realidad la cual tenemos que enfrentar y con nuestras acciones diarias y estilo de vida podemos ayudar a frenar.

Foto cortesía de Paola Rivera

Instagram: @PaolaElisaPhoto

5 1 1 1 1 1 Rating 5.00 (2 Votes)
Tagged under calentamiento global fragata galapagos
Equilibrium lo natural como estilo de vida es marca registrada de Mexican Publishing Advertising Sa de CV